October 24, 2008

Cuento Corto.-


La ejecución

En su peregrinación, el maestro y algunos de sus discípulos bajaron de la montaña al llano y se encaminaron hacia las murallas de la gran ciudad. Ante la puerta se había congregado una gran muchedumbre. Cuando se hallaron más cerca vieron un cadalso levantado y los verdugos ocupados en llevar a rastras hacia el tajo a un individuo ya muy debilitado por el calabozo y los tormentos. La plebe se agolpaba alrededor del espectáculo. Hacían mofa del reo y le escupían, movían bulla y esperaban con impaciencia la decapitación.

-¿Quién será y qué delitos habrá perpetrado -se preguntaban unos a otros los discípulos- para que la multitud desee su muerte con tanto afán? Aquí no se ve a nadie que manifieste compasión ni que llore.

-Supongo que será un hereje -dijo el maestro con tristeza.

Siguieron acercándose, y cuando se vieron confundidos con el gentío los discípulos preguntaron a izquierda y derecha quién era y qué crímenes había cometido el que en aquellos momentos se arrodillaba frente al tajo.

-Es un hereje -decía la gente muy indignada-. ¡Hola! ¡Ahora inclina su cabeza condenada! ¡Acabemos de una vez! En verdad ese perro quiso enseñarnos que la ciudad del Paraíso tiene sólo dos puertas, ¡cuando a todos nosotros nos consta perfectamente que las puertas son doce!

Asombrados, los discípulos se reunieron alrededor del maestro y le preguntaron:

-¿Cómo lo adivinaste, maestro?

Él sonrió y, mientras echaba de nuevo a andar, dijo en voz baja:

-No ha sido difícil. Si fuese un asesino, o un bandolero o cualquier otra especie de criminal, habríamos visto entre las gentes del pueblo pena y compasión. Muchos llorarían y algunos hasta pondrían el grito en el cielo proclamando su inocencia. Al que tiene una creencia diferente, en cambio, se le puede sacrificar y echar su cadáver a los perros sin que el pueblo se inmute.

[Cuento. Texto completo]

Hermann Hesse

15 comments:

TOROSALVAJE said...

Cuando descubrí Hermann Hesse me lo leí casi todo.

Era un escritor extraordinario.

La masa humana es peor que una víbora furiosa.

Buena selección.

Besos.

calma said...

Muy sabia reflexión, aunque a veces se puede equivocar también la gente, hacer juicios falsos, estamos hartos de verlo...
Bonita imagen
Besos capochina

Rossy said...

Pareciera que a la gente le asusta verse a sí misma, pero para ver a los demás siempre están listos, y para echárseles encima también...
Besos, Nany linda!

Capochoblog said...

Toro: Es uno de los escritores favoritos de mi madre.

Yo lo comencé a leer muy niña, de hecho fue El Lobo Estepario el primer libro serio que me leí, luego de Las Mil y una noche (en su versión original cuando tenia 7).

La masa humana... en ella hay de todo, la verdad.

Besos.

Calma: Si, la gente cuando permite que el silencio evolucione termina por equivocarse, o no. Siempre dependerá de que lado lo miren.

La foto me encanto!

Besos preciosa :)

P.S: La música que puse es de la pelí que te recomendé el otro día. No dejes de verla.

Rossy: Por eso aquel dicho que reza, que "Siempre será más fácil ver la paja en el ojo ajeno que la viga en el propio".

Besos mi niña.

Euchy said...

Coño, eso se lo vamos a decir al profesor que te conté. Que se vea la paja suya!
jajaja..
también me reí muchisimo con el Toro salvaje.

Muak

Genín said...

La verdad es que cuando leí el nombre del autor, pensé que era el del asesino nazi...jajajaja
Besos y salud

moderato_Dos_josef said...

Hermann Hesse no es también escritor de temas de guerra? Buen cuento me ha recordado aun libro de viajes por África del siglo XVIII en el que sucedían cosas parecidas. uN saludo!

Capochoblog said...

Euchy: Tal cual, de pana que burda de pajuo el tipo pero como siempre he dicho, a esas cosas que parecen impactantes, hay que buscarles la vuelta y ver que tanto nos impacto: si el como lo dijeron o el qué dijeron.

Ese toro es una vaina seria!

Besos.

Genín: Jajajajaja, nop, el asesino Nazi fue Hermann Göring.

:)

Besos.

Moderato: La info de Hesse está acá: http://es.wikipedia.org/wiki/Hermann_Hesse

Besos.

Curiosa said...

La crueldad contra los que son diferentes

Lena said...

Uy...qué tiempo tenía sin leer al Hesse!

Es otra de las maravillas de los blogs...hay personas como tú, que aparte de sus posts propios, cuelgan textos de autores, y con ello nos hacen un gran regalo...porque es como tener a mano una biblioteca en pedacitos.

Uno va con su cotidianeidad a cuestas y de pronto, surprise, te han dejado un regalo, una perla, una joya, un chocolatito de letras!

Gracias, Nanina!

Un beso guarurú

-Pato- said...

He leído muchisimo a Hesse pero no conocía este cuento corto, me ha encantado y sorprendido, me hubiera gustado tenerlo hoy mas temprano en mis manos, porque hemos estado hablando de esto con mi hija y una amiga de ella que padece cierta marginación en su grupo de pares, las dos con 16 años estaban mortificadas por la desaprobación que tienen las masas para con el diferente.

Excelente post.

Después se lo paso a mi hija.

Besitos Nany.

Oswaldo Aiffil said...

Naaaaanyyyy beeeeellaaaaaa! Según la superficie del agua, a ambos lados del pececillo embotellado, puedo ver que está lloviendo...
Cuento que no es tan cuento ese del Hesse, gracias por mostrarlo, que se han visto casos...
Union Pacific, route Tx-Fla, sale un vagón adicional, especial para ti, muack!

ERNESTO J. said...

Uff...
tremendo cuento, y coincido sobre todo en las últimas lineas...
es triste pero lamentablemente es muy cierto
Saludos Nany buen fin

Capochoblog said...

Curio: La crueldad ante lo que no somos capaces de comprender ni de manejar.

Besos mi niña.

Lena: Si, algo así... :)

Me alegra que te haya gustado. Hay tanto escrito, que a veces escribir lo cotidiano me da lala, la verdad sea dicha.

Besos mi niña y gracias a ti. Muacks!!!

Pato: La adolescencia es una edad díficil, creo que en realidad la más díficil de todas las etapas que nos tocan pero también la más bonita, por lo menos lo fue en mi caso y mira que yo fuí una rebelde de esas que iban desafiando a todo el mundo desde la palabra hasta la ropa... una cosa que pa´qué? ufff

Nunca reparé ni en el que dirán ni en el que dijeron y menos en el que dirían y le doy gracias a quien se las deba dar, porque de allí salió lo que soy hoy... y la cosa no pinta tan mal, jajajajajaja

Muchos Besos para ti, tu hija y la amiga de tu hija.

Oswaldo: Exacto!!! Observador carajo! jajajajaja :P

Como todos los textos, nace de la realidad del día a día...

Me quedo en el andén esperandolos :)))))

Muchos Besos de vuelta para ti mi viejo bello!

Ernesto: Es la vida. La cosa es decidir de que lado estás tu y mantener la postura...

;)

Besos y buen finde para ti y los tuyos.

More Baker said...

jajaja, estos españoles se lapasan descubriendo.Mira tú Toro "descubrió a Herman Hesse!!!!
Este es uno de mis ecritores favoritos, yo lo adoro."Sidartha " ha significado mucho en mi vida.
Y así es la gente amiga.La especie humana es absurda!!!!
Abrazos,linda.